Pelayo Cuba refirió que la coyuntura política que vive el gobierno regional generó un desgobierno total en Puno


El consejero de la Provincia de Azángaro, Pelayo Cuba Pérez, indicó que la coyuntura política que vive el gobierno regional de Puno, generó un desgobierno total, tras el divorcio político entre las primeras autoridades regionales.

Precisó, que para evitar que la región sea más perjudicada, el gobernador regional encargado debe asistir a la cuarta convocatoria del Consejo regional de Puno, para informar sobre el trabajo que viene realizando; en caso no asista, refirió que originara cuestionamiento.

Indicó, que en sesión ordinaria se pidió al presidente del Consejo Regional, José Luis Borda, coordinar con el gobernador regional encargado, para evitar nuevamente su ausencia.

Sin embargo, indicó que personalmente se presentó en la oficina del gobernador encargado, para pedirle que dé prioridad al proyecto de construcción del estadio de Azángaro, la elaboración del expediente técnico del hospital y el asfaltado de las carreteras; pero hasta el momento no recibió ninguna respuesta.